La naturopatia. La salud en su dimensión natural.

naturopatiaLa Naturopatia es la ciencia que se encarga del estudio de la salud desde una dimensión estrictamente natural, el cual es un fenómeno realmente interactivo y complejo. Su principal objetivo, en términos metodológicos, es la integración en la naturaleza del ser humano con el objetivo de permitirle alcanzar un estado de bienestar óptimo en todos los sentidos, tanto físico como psicológico. Es posible distinguir entre tres tipos diferentes de naturopatia:

1. Naturopatía alimentaria. En ella se estudia, única y exclusivamente, la forma en que la alimentación y la dieta influyen en la salud humana, haciendo especial énfasis en aquella de origen natural. Por tanto, esta vertiente se encarga del estudio de la trofología, la nutrición, la gastronomía, la bromatología y la dietohigiene. En líneas generales, esta ciencia recomienda el consumo de alimentos cuya composición, manufacturación y preparación hayan sido realizadas de forma orgánica. Además, abarca la educación, información y asesoramiento acerca de los beneficios de la dieta vegetariana.

2. Naturopatía fitocomplementaria. Se trata de la especialidad dedicada al estudio de la aplicación que tienen los alimentos vegetales para recuperar o mantener la salud. En este sentido, es necesario establecer una diferencia entre el tratamiento de las plantas, tal y como hace la medicina, la homeopatía y la naturopatía, pues son diferentes. Hay que recalcar que esta rama pone especial énfasis en el uso de las plantas como elementos complementarios dentro de todo el programa de salud personalizado que posea una determinada persona.

3. Naturopatía psicofísica. Dentro de esta especialidad se estudia cómo han de ser aplicados ciertos elementos que guardan relación con el bienestar del ser humano como, por ejemplo, la bio-respiración, la relajación, la hipnosis clínica o las técnicas de visualización creativas. Todos ellos son etiquetados bajo el término psicofísico y, en general, cualquier naturópata especializado recomendará al paciente que efecté todas aquellas técnicas enfocadas a lograr el perfecto equilibrio entre cuerpo y mente.

4. Naturopatía funcional. Se entiende por naturopatía funcional la aplicación de los elementos que, de una u otra forma, afectan a la función orgánica como, por ejemplo, las enzimas, los oligoelementos, los minerales, las flores de Bach o las sales biológicas. Todos ellos se emplean como complemento de la alimentación natural, lo cual redunda en una mejora del funcionamiento del organismo de la persona.

En definitiva, la naturopatia es una ciencia realmente amplia y compleja. En cualquier caso, su principal propósito es el de conseguir el perfecto estado de salud de los seres humanos a partir de técnicas y ejercicios completamente naturales y orgánicos.

Disociación. ¿En qué consiste?

disociacionLa palabra disociación hace referencia a una desconexión que se produce entre cosas que generalmente están asociadas para que funcionen correctamente. En psicología, esta disociación tiene como principal característica un distanciamiento de la realidad, sin llegar a la pérdida absoluta de la misma, característica común en la psicosis. Esta disociación muestra, además, una variedad de experiencias muy distintas, desde el distanciamiento puntual del ambiente que rodea a la persona que lo experimenta hasta un distanciamiento grave de las experiencias físicas y emocionales.

Así, quedarse absorto leyendo un libro sin enterarse de lo que pasa alrededor o conducir mecánicamente abstrayéndose del camino serían disociaciones leves y muy comunes y a partir de ahí nos encontraríamos con toda una escala ascendente.

La disociación se contempla como un mecanismo de defensa individual, una forma de bloqueo que genera el afectado con el fin de no afrontar contenidos que le producen dolor. Sería una forma de enfrentarse a la ansiedad o al estrés mediante una especie de huida de la realidad. Según esto, estaría basada fundamentalmente en una incapacidad de regular las emociones intensas.

Igualmente, se ha observado una incidencia de este trastorno en aquellas personas que han sido objeto de abusos sexuales, físicos o emocionales durante un periodo cercano a la infancia o que han estado expuestas a un incidente traumático muy severo, aunque en este último caso es habitual que la mayoría de las veces desaparezca en un espacio breve de tiempo.

El cambio de estado del yo que supone la disociación presenta una serie de formas diversas:

Despersonalización: implica la sensación de encontrarse separado o, en cierto modo, ajeno al propio cuerpo, con una especie de incapacidad para sentirse uno mismo o hasta reconocerse en el espejo.

Desrealización: domina la sensación de que aquello que rodea al individuo no es real, como si el mundo externo fuera falso o nebuloso.
Amnesia disociativa: se produce una incapacidad de recordar algunos datos relevantes o acontecimientos de importancia en la propia vida.

Confusión y alteración de la identidad propia: sensación repentina que impide al afectado ser consciente de quién es, con cierta confusión sobre el tiempo o el lugar donde se encuentra.

La manifestación más crónica y severa de la disociación es el trastorno de identidad disociativo que antes se denominaba ‘personalidad múltiple’. En estos casos, dos o más estados de personalidad o identidades diferentes toman alternativamente el control del comportamiento, formando un sentido de identidad fragmentado.

Superar adicciones mediante hipnosis

superar adiccionesLas adicciones del hombre no son algo nuevo, desde los inicios de la historia el ser humano se ha visto tentado a diferentes tipos de sustancias o acciones que lo hacen propenso a depender de las mismas por la sensación que experimentan.

Erradicar esa dependencia tampoco es algo reciente, buscar una alternativa para que las personas dejen ese comportamiento nocivo que incluso puede convertirse en un desenlace fatal. Se trata de una lucha constante y la hipnosis clinica se ha mostrado como una alternativa eficaz para tomar el control de la vida y superar adicciones poco a poco.

¿Qué es una adicción?

La adicción es el uso y el abuso de una sustancia o actividad que provoca dependencia de la misma en una persona, esta dependencia se torna nociva, por ser un impulso que toma por completo el control de una persona, transformando su conducta y perdiéndose en sí misma.

Sus efectos son altamente negativos, tanto a nivel personal, por el deterioro de la salud mental y física, como a nivel colectivo, entendiéndose como el deterioro del entorno social en el que convive la persona en cuestión.

Las adicciones no solo son por causa de una sustancia como el alcohol, la cocaína, la marihuana, o el tabaco, entre otros, sino también por practicar de forma compulsiva una actividad o acción como jugar a videojuegos, apostar, comer en exceso, conectarse a internet, incluso el abuso del trabajo puede ser negativo. Todas las adicciones, independientemente de lo que se trate, traen grandes efectos negativos a la persona y a su entorno.

Las adicciones y la hipnosis

La hipnosis clinica se ha convertido en una eficaz herramienta para superar adicciones de diferentes clases y en sus distintos niveles, por lo que el número de personas que sufren este problema y se someten a tratamientos de hipnosis es cada vez mayor por sus resultados tan positivos.

La hipnosis busca que las personas puedan empezar a controlar sus impulsos entorno a lo que sean adictos, por medio de la terapia, que consta de tres niveles de concentración en los que se busca hacer una reprogramación de patrones establecidos en el inconsciente, cambiando los que hacen referencia a la conducta viciosa por unos más saludables.

Este proceso se logra de forma paulatina, cuando la persona está en el nivel de concentración más alto y en un profundo estado de relación en el que la mente es proclive a aceptar sugerencias positivas en sustitución de los pensamientos nocivos de la adicción.

Las terapias de hipnosis clinica no representan ningún riesgo, es un mito que la persona entra en un trance en el que pierde sus capacidades y prueba de esto, es que cada vez son más los científicos que avalan la terapia hipnoterapéutica, sus métodos y los resultados en el tratamiento contra adicción y otros problemas.

¿En qué consiste la autohipnosis?

autohipnosisAl hablar de terapias de hipnosis y psicológicas, debemos saber que existen muchos métodos auxiliares que se pueden aplicar para tratar a los pacientes, entre ellos, la autohipnosis es altamente apreciada, ésta se basa en realizar cambios de hábitos y conductas para combatir los problemas de autoestima que pueda presentar una persona.

La autohipnosis se viene utilizando desde la antigüedad como método de relajación, que baja las defensas de los individuos frente a un proceso de sugestión.

Este tratamiento suele realizarse para combatir los dolores crónicos, la fatiga, el asma, la hipertensión, el insomnio y otras enfermedades causadas por el aumento del estrés. Aunque no solo se implementan contra estos padecimientos crónicos, sino también para lidiar con los problemas de tabaquismo, alcoholismo, drogas y otras adicciones.

Relajación de autohipnosis o autohipnótica

La autohipnosis basa sus principios en que la persona se encuentre en un estado de relajación profundo, para esto es necesario sentirse cómodo, recostarse en una cama, sillón o sofá en el que se encuentre una posición que le permita relajar los músculos y sentirse completamente en calma para comenzar la terapia y dejar todo el estrés a un lado.

Técnica de visualización

A diferencia de la relajación, este método consiste en buscar en nuestra mente imágenes agradables en las que se perciban a la perfección cada uno de los detalles que los sentidos puedan captar, esto ayudará a dejar de lado todos los problemas y al terminar el proceso se sentirá una sensación de descanso y paz.

Beneficios de la autohipnosis

La autohipnosis trae consigo una gran variedad de beneficios para quienes la practican, entre estos se pueden destacar:

– Ayuda a superar las dificultades de autoestima, sentimientos de inferioridad, autosabotaje en nuestras metas, etc.
– Combate problemas del sueño, ayudando a conciliarlo más fácilmente.
– Ayuda a dejar atrás las obsesiones y adicciones que afectan a nuestra salud y mejorar nuestras habilidades sociales.
– Combate los miedos al fracaso, a hablar en público, etc.
– Fobias.
– Ayuda a enfocarnos en los objetivos que queremos lograr.
– Elimina el exceso de adrenalina en el cuerpo haciendo que se genere más endorfinas, que es la hormona que nos permite sentirnos felices.
– Al estar concentrados en el proceso se incrementa el flujo sanguíneo en el cerebro, lo que nos lleva a tener mejor memoria y ser más creativos.

Sin duda, la autohipnosis es una de las terapias que todos deberíamos implementar en algún momento para lograr superar los miedos y obstáculos que se nos presentan en la vida cotidiana.